Enseñanzas

ista_4_ensenanzas

Supongo enterados a los lectores de la difícil situación política de Alemania, producida por la crisis ministerial.

Esta pertenece a la numerosísima clase de las correspondientes a los gobiernos de coalición.

Los cuales (como es sabido) se forman en el sistema parlamentario ante la imposibilidad de obtener mayorías homogéneas en las Cámaras; cosa cada día más difícil por los distintos modos de pensar de los representantes del país, dispuestos a mantener firmemente sus respectivos puntos de vista. De aquí la necesidad de recurrir a mayorías heterogéneas, que son tan inestables como los gobiernos que en ellas se apoyan.

La dificultad de armonizar, en aquéllos, los distintos criterios de sus componentes, hace inevitable la crisis. Ésta, en el caso de que se trata, ha sido producida por la disparidad de opiniones entre los ministros, acerca de la enseñanza confesional, defendida por el elemento católico.

Los esfuerzos (más o menos constitucionales) del Presidente Hindemburg, lograron, gracias a la autoridad moral que le confiere su elección directa por el pueblo  —primer paso dado por aquella República en su marcha hacia el Presidencialismo—, retardar el conflicto, que, al fin, no ha podido evitarse.

Y por de pronto, como consecuencia natural y frecuente en el parlamentarismo, ha sido decretada la disolución del Reichstag. Con lo cual, queda demostrada una vez más la «inviolabilidad» del Cuerpo legislador en aquel régimen.

* * *

No quiero terminar sin aludir a otro punto muy interesante, relacionado precisamente con el motivo de dicha crisis.

Sabido es que durante el Imperio los católicos eran perseguidos sistemáticamente, impidiéndoseles el acceso a las altas magistraturas. Han necesitado que se implantara la República para poder actuar libre y eficazmente en la política del país. El actual canciller Marx pertenece al Centro católico y aun milita en su derecha.

Esto en una nación cuya mayoría es protestante.

¿Se negarán ahora las ventajas del régimen republicano? ¿No servirá esto de lección a los católicos que, en otros países, creen no poder actuar sino al amparo de la monarquía?

Luis López Burgos

«El Presidencialista», n.º 4 (abril de 1928)

~ por rennichi59 en Domingo 23 noviembre 2008.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: